En esta variante tradicional de Poker, el objetivo del jugador es ganarle al croupier obteniendo una mejor combinación de cartas. El premio varía de acuerdo al monto, la modalidad de la apuesta realizada y los momios establecidos en la tabla de pagos.