El Kentucky Oaks, a diferencia de años anteriores, hoy tiene carro completo. El arrancadero se llenó a tope para esta prueba que es una de las que integran La Flor de Lis, serie de tres carreras exclusivas para potrancas de la generación 2019.

Nest, montada por Irad Ortiz Jr, es señalada como la favorita de la competencia. La abanderada de Todd Pletcher tratará de sumar la quinta victoria en esta prueba para el destacado preparador. Sus credenciales son para apantallar a cualquiera después de la paliza que propinó a sus adversarias en el Ashland, una de las carreras principales de Keeneland que acaba de cerrar sus puertas.

El grupo al que se va a enfrentar la hija de Curlin, aparte de numeroso, tiene mucha calidad. La invicta Echo Zulu dejó algunas dudas en su última actuación, bueno al que no le dejó ninguna duda fue a su entrenador Steve Asmussen, quien la ha llevado de menos a más en cuanto a distancia se refiere, iniciando desde los 5 ½ furlongs (1,100 metros) hasta los 1,700 metros. Este retoño de Gun Runner será montada por el dominicano Joel Rosario.

Secret Oath regresa a correr con las de su sexo, después de enfrentarse contra los potros en el Arkansas Derby. La hija de Arrogate hizo una buena carrera y sería muy fácil señalarla por el tropezón en su palmarés, realmente puso en jaque a los chamacos que corrieron contra ella y peleó contra el grandote Cyberknife, quien a la postre se llevó esa competencia e indudablemente es uno de los rivales a vencer para mañana. El panameño Luis Sáez se encargará de conducir a la alumna de D Wayne Lukas.

La cereza en el pastel es otra invicta, nos referimos a Kathleen O., quien llega de a este compromiso después de embolsarse dos carreras de grado 2, siempre conducida por el venezolano Javier Castellano. La retinta está en excelente forma, no puede dejarla fuera de sus selecciones. Mi selección es: 1-4-7-10